martes, 15 de septiembre de 2015

ÉXODO

Muerto el poeta,
Contemplo la flacidez de su cuerpo
_suspendido_
A la orilla del tiempo.

Muerto el poeta
Decido explorar su frente,
Dos mariposas acarician suavemente los lunares en su rostro
_congelado_
Por el viento,
Recorro sus labios
_sonrisa aparente_
Labios resecos,
O por el viento helado
O por la ausencia de besos.

Muerto el poeta,
Desgarro su pecho
_Y entre pieles y carnes_
Ya no hallo sangre…
Sólo dos tiernas orugas a punto de transformar su robusto cuerpo
En delicadas y frágiles mariposas.

Por: Diana De Cartón.
Trujillo 15.09.15